jueves, marzo 19, 2009

Entre Chelo y la central del Zarzo

Esta es una ruta clásica, muy sencilla y con muchos alicientes. Saliendo del coto de Chelo (para acceder, usad el mapa), cruzamos el puente principal y recorremos la orilla derecha. El primer tramo lo hacemos por las rocas de la orilla y luego no hay mayor problema en seguir el sendero. Además, está señalizado con unas marcas sobre pequeñas placas cuadradas. Vamos dejando atrás la Presa de la cabra, la pasarela metálica y las ruinas del antiguo balneario do Bocelo. En poco más de 3 km alcanzamos la central hidroeléctrica del Zarzo. Esta central, a orillas del Mandeo, es abastecida por un curioso embalse, ladera arriba, al que le llega el agua tanto del propio Mandeo como del Zarzo. A la altura de la central, un viejo puente cruza el río y nos permite regresar por la orilla contraria. En esta época, las flores comienzan a aparecer: prímulas, violetas, narcisos (hasta tres especies diferentes: Narcissus triandrus, N. bulbocodium, N. cyclamineus). También los helechos aparecían cargados de esporas y los ruscos (xilbarbeira) con frutos. Y el río cargadito de agua, aunque las marcas dejaban ver que no hacía mucho había estado el nivel todavía más alto. Los restos del temporal eran evidentes, sobre todos en los más altos eucaliptos, doblados o tronzados y que al caer arrastraron parte del bosque de ribera.

1 comentario:

  1. Fixémola non fai moito, están as fotos no facebook, hehe. Cando vaiades por alí, parade saudar á guapa a simpática educadora da aula da natureza ;-)

    ResponderEliminar