domingo, noviembre 23, 2014

¿Qué es un lagarto y no tiene patas?

Nombre: Lución / Escáncer ou Liscante
Especie: Anguis fragilis
Familia: Anguidae
Orden: Sauria
Clase: reptiles
Filo: Vertebrados


Un animal que se arrastra por el suelo a modo de serpiente y carece de patas tiene que ser una serpiente... o no. En nuestras tierras gallegas existe un lagarto ápodo (sin patas): el lución, conocido en gallego como escáncer o liscante.

¿Que lo diferencia de las serpientes y lo hacen ser un lagarto? Sus características generales que podemos descubrir cuando lo tenemos cerca. Si nos fijamos en el abdomen, las escamas ventrales son iguales a las dorsales y dispuestas en varias filas (en los ofidios solo aparece una fila de escamas). Los ojos se protegen con párpados (en los ofidios no hay). Su cola es larga, del tamaño del conjunto cabeza-cuerpo y se desprende con cierta facilidad. Por supuesto, de venenoso no tiene nada y ni siquiera muerde.


Estas características son el resultado de su evolución, estando emparentado con los famosos dragones de Komodo. Su familia está formada por ocho géneros y 75 especies a lo ancho del mundo.

El escáncer es bien conocido entre la población por su amplia presencia. Los adultos miden aproximadamente enre 25 y 50 cm, de los que la mitad pertenecen a la cola. El cuerpo es cilíndrico, muy alargado y la cabeza pequeña con el hocico romo. En la cabeza destaca la placa frontal, que se presenta como la escama más grande. El iris es de tonalidad anaranjada. En los adultos la coloración varía desde gris hasta marrón con el vientre más oscuro, mientras que los juveniles tienen el dorso plateado u ocre claro con una línea vertebral oscura. Las crías nacen vivas, ya que es una especie ovovivípara.



Como reptiles, su actividad depende de la temperatura. En zonas templadas o abrigadas están activos entre febrero y noviembre. A partir de la llegada del frío se retiran a galerías subterráneas para hibernar. Los luciones suelen tener preferencia por lugares húmedos y con cobertura vegetal amplia y baja como hierba o matorral aunque se aventuran con frecuencia en otros hábitats por lo que son frecuentes en setos, bosques poco espesos, matorrales, cunetas, prados cercanos a zonas húmedas... Aunque puede observarse durante todo el día, su actividad más frecuente en durante el crepúsculo. En esos momentos es cuando más rastrea en busca de sus presas (larvas de insectos y caracoles sobre todo), usando su lengua como detector.

Es una especie de amplia distribución europea. En España se limita a la mitad norte, situándose las poblaciones más meridionales en la zona de Gredos y orillas del Tajo. El límite de pluviosidad de 600 mm/año marca su límite de expansión. En Galicia es uno de los reptiles más abundantes, presente en las cuatro provincias, desde el nivel del mar hasta los 1600 m de altitud.



Álbum de fotos:


Más información
- Ficha en pdf del Magrama.
- Ficha en la Enciclopedia de vertebrados ibéricos del CSIC.
- En The Reptile Database.
- Artículo sobre la biología reproductiva en Animal Biology, por Pedro Galán y Ricardo Ferreiro.
- Otro artículo sobre su temperatura corporal en Herpetological Journal

sábado, noviembre 08, 2014

Clathrus archeri: la estrella de los hongos

Nombre/Nome: 
Especie: Clathrus archeri
Familia: Phallaceae
Orden: Phallales
Clase: Agaricomycetes
División: Basidiomycota



Hablamos de la estrella de los hongos, pero no porque destaquen sus excelentes cualidades gastronómicas o su atractivo aspecto.

Clathrus archeri es un hongo cuyo carpóforo (la fructificación) presenta una serie de peculiaridades que lo hacen diferente al resto de las setas.


Procede de casi al otro lado del planeta, de Australia y Nueva Zelanda. Llegó a Europa en la segunda década del siglo XX. Quizá las esporas llegaran con los caballos de los soldados de la Primera Guerra Mundial o quizá con la lana importada. El caso es que en la segunda mitad del siglo ya habían cruzado la barrera de los Pirineos y en la actualidad se distribuye por toda la cornisa Cantábrica y Galicia.

Su hábitat predilecto son los bosques caducifolios en los que son frecuentes robles y castaños. En otoño crecen entre las hojas recién caídas, pero también puede observarse en verano. Una de sus características es el olor. Es posible detectarlo a distancia cuando está abierto por el hedor a carne podrida que exhala. Esta es su estrategia para atraer insectos que colaboren en la dispersión de sus semillas.




La primera visión que tenemos de C. archeri es un "huevo" blanco, a veces rosado, que se puede confundir con el de otros hongos semejantes. Al abrirse, su carpóforo se rompe en cinco o seis brazos, en principio unidos pero luego suletos y abiertos, de color rojo sangre con la gleba de color marrón. De esta manera ocupa el mismo espacio físico que un hongo globular, pero teniendo que producir menos materia. Además, el alto contenido en azúcares de la gleba (tejido reproductivo) promueve el continuo trasiego de insectos por lo que su diseminación está garantizada.

Hasta hace unos pocos años era un hongo relativamente extraño en Galicia, pero que últimamente llega a ser incluso frecuente en muchas localizaciones. La otra especie del género presente es  C. ruber, que en vez de brazos presente un aspecto reticulado.

lunes, noviembre 03, 2014

III Trail Concello de Arteixo - AD Jarnachas

Prueba: III Trail Concello de Arteixo (2014)
Organizadores: AD jarnachas
Lugar: Arteixo
Fecha: 02/11/2014
Distancia: 18 km (desnivel positivo 800 m)
Tiempo: 3 h 00 min 20 s

Ya es por la mañana en Arteixo. Después de las dudas hoy es el día del III Trail Concello de Arteixo organizado por la AD Jarnachas. Lo de las dudas es por varias razones. En los tres trails anteriores que corrí (Costa Trail Oleiros, Carnota y Mandeo) acabé con calambres bastante fuertes. Además, los comentarios de todo el mundo eran que esta prueba era especialmente dura y las fotos de la organización parecían corroborarlo. Pero siendo en casa y por caminos ya conocidos, no podía dejarlo pasar. Ya estaba apuntado al trail corto (18 km), así que ahora a correr... o lo que fuera.



Lo primero echar un vistazo al tiempo. Como se preveía, parece que va a caer agua. Así que preparo la mochila con chubasquero, chaquetilla de manga larga, otra malla por si acaso... ¿mochila con agua? No. Vamos temprano para ver el ambiente.

En el pabellón de deportes ya hay movimiento. Los corredores se van preparando y como siempre me asusta ver lo "profesionales" que van la mayoría: sus zapatillas específicas, mochilas, geles, bastones... ¡Dónde me he metido! Recojo el dorsal y me voy al coche a prepararme.

Aparece Emilio y la conversación me tranquiliza: es durísimo, va a llover mucho, cómo van a estar los caminos.... Un poquito de calentamiento y a tener presente mis objetivos: a) acabar el trail, b) llegar dentro del tiempo de corte, c) intentar llegar en 180 minutos.

Son las 10:00 h. Puntualidad. Se van los aventureros del recorrido largo que tienen por delante 30 km. Suerte Emilio. Se les ve trotar con tranquilidad. Parece que saben todo lo que falta. Mientras, quedamos los prudentes del corto. Aparece Dani, por fin, pensé que se había rajado.


10:15 h. Comienza nuestro camino. Para no molestar me sitúo al final del grupo. Somos 132. Por detrás del pabellón salimos al paseo fluvial. Estoy en el grupo de cola, sabiendo cual es mi objetivo. Un poquito de charla y trotamos por asfalto. Ahora pasamos por detrás de casa, camino conocido. Giro a la izquierda y comenzamos la ascensión al Subico (194 msnm) con paso previo en bajada hacia Lañas, entre rocas y eucaliptos. Con calma. El GPS falla y desde ya me quedo sin referencias (dá igual, voy a ir como pueda). El último tramo de subida es espectacular por el cortafuegos y con un chaparrón de los que hacen época.

El cortafuegos el día anterior (foto Jarnachas)

Toca bajar con calma por otro tramo de cortafuegos y caminos embarrados hasta pasar sobre la autovía. Volvemos a estar a 100 msnm. Así que a subir. Por supuesto, caminando. Subida dura hasta los 300 msnm con el camino en mal estado por todos los que pasaron antes. Ya estoy con un grupito de compañeros con mi mismo objetivo. Somos el furgón de cola. Sabemos que esta es la subida más dura y nos damos ánimos para llegar al final. Es el momento de probar la eficacia de un gel energético. Lo conseguimos y lo que viene ahora es una fuerte bajada enlazada con otra subida impresionante: pasamos de los 75 msnm en el km 5,5 a 300 msnm en el km 7,5; 125 msnm en el km 8,5 y de nuevo 300 msnm en el km 9,5 casi a la altura de Santa Leocadia. Una locura.  Y ahora viene la bajada vertiginosa de 255 m de desnivel en poco menos de 1,5 km, lo que sale casi un 20 %. Suelo embarrado, más de 200 corredores que pasaron antes y unas zapatillas para asfalto dieron como resultado que mis compañeros de grupo se alejaran y yo bajara con muchas precauciones, patinando más que caminando, metiendo los pies en el barro para agarrar un poco más y echando mano de cualquier pobre arbolillo que se ponía a tiro. Casi al final del descenso, el desvío del trail largo (hala, valientes, a subir de nuevo) y un tramo de asfalto para enlazar con el valle del río de Arteixo, cruzar la carretera de Arteixo a Boedo y seguir por la ladera opuesta.


Subimos por la pista habitual de BTT y, ¡por fin! el avituallamiento. Me reencuentro con mis compañeros anteriores. Decido no parar apenas, unos tragos, cambiar la botella de agua que llevo dentro de la malla y coger la fruta. Por supuesto no podíamos seguir por una pista tan fácil, así que desvío a la izquierda, algo de cortafuegos y sobre todo caminos entre eucaliptos con sube-baja. Ya estamos en el km 13 y esto va de maravilla hasta que... Después de un par de avisos viene el calambre. Es una pequeña subidita pero el abductor izquierdo dice basta. Hay que parar para estirar y darle unos masajes. Recuerdo que llevo un sobre de gel frío para los músculos. Maravilloso. En cinco minutos vuelvo a trotar.




En paralelo a la autovía me adelanta un corredor a un ritmo impresionante y me dá ánimos. Es Fernando Arca que llegará a la meta como vencedor del trail largo con 2 h 46 min y también ganador del Cigatrail, el circuito de trails en Galicia. Yo a lo mío. Entramos en la Penouqueira por mi zona zona conocida de BTT, pista ancha pegada a las obras (paralizadas) del polígono de Morás. Varios cambios de dirección para hacer una subida entre rocas que me vuelve a pasar factura. Esta vez es el abductor derecho. Una roca me sirve estupendamente para estirar y aprovechar un poco de gel muscular que me quedaba. Acabo la subida con calma y afronto como puedo la última bajada mientras me adelantan varios de los participantes en la larga.

Finalmente alcanzo la zona fácil del paseo fluvial. Desde aquí sólo quedan 1,5 km de paseo hasta la meta final. Ni siquiera miro el reloj. El caso es llegar con dignidad. Y las 3 horas y 20 segundos de salir, cruzo el arco de meta.


El resto es disfrutar del ambiente y de los comentarios del resto de participantes mientras espero a Emilio que viene del recorrido largo en 4 h 19 min. Dani fue un caso aparte: apuntado en el corto, siguió el desvío del largo y en el avituallamiento decidió que ya puestos, se hacía todo el camino. Así que en algo menos de 5 horas completó el recorrido largo (eso sí, sin dejar constancia pues se olvidó el chip de control). Entrega de trofeos, pinchitos y cerveza.

Objetivo cumplido, satisfacción y envidia por los que hicieron el largo. Ahí espero estar el año que viene.

Una gran felicitación a la AD Jarnachas por el trabajo realizado: organización general, atención a los corredores, marcado del recorrido, asistentes en los cruces... Compañeros, lo habéis hecho genial.

sábado, noviembre 01, 2014

Collalba rumbo al sur

Nombre: Collalba gris / Pedreiro cincento
Especie: Oenanthe oenanthe
Familia: Turdidae
Orden: Passeriformes
Clase: Aves
Filo: Vertebrados


Finales de septiembre. En el libro Cuándo ver aves en Galicia se nos dice que este mes (ya desde finales de agosto) es un buen momento para observar algunos de los viajeros más significativos que vienen del Norte y que buscan su camino hacia África. Además, si el viento es propicio del este o del nordeste, nos traerá a uno de esos visitantes habituales: las collalbas grises.

Y aquí están algunos ejemplares, fieles a su cita. En esta zona de litoral, alternando calas y pequeños acantilados en los que destaca el matorral, este ejemplar tiene un comportamiento confiado. Casi juega al escondite, primero asomándose entre los petriles del paseo para luego esconderse tras ellos y volver a asomar por el lado contrario. El paso postnupcial tiene lugar entre septiembre y noviembre con los máximos a principios de octubre.


La collalba gris (Oenanthe oenanthe) es una especie ampliamente presente como reproductora en Europa. En España el área de cría está más extendida en la franja norte. Al finalizar el verano cruzan la península los migradores que se desplazan a pasar el invierno en África.

Distribución peninsular (Birdlife)
Es un pequeño pájaro de unos 16 cm de longitud en el que destaca el diseño de su cola, en color blanco con una T invertida en negro, muy característica sobre todo en vuelo. El macho es de dorso gris azulado con alas negras. En las hembras y los jóvenes el dorso es ocráceo y carecen del antifaz marcado, aunque conservan una banda superciliar clara muy visible. Las patas son negras.


Durante el paso migratorio es frecuente encontrarla en el litoral, buscando hábitats semejantes a los que son más habituales: matorral bajo, roquedos, pastizales o dunas. En ellos encuentra sus posaderos a partir de los cuales busca activamente insectos, arañas o invertebrados en general, alternando con semillas.

Más información:
- Ficha detellada de plumajes.
- Ficha de la Sociedad Española de Ornitología
- En BirdLife.
- El canto en xeno-canto.org.